Archive for julio 2018

ANULACIÓN/DEVOLUCIÓN DE LA PLUSVALÍA MUNICIPAL SEGÚN EL T. SUPREMO.

  

 

 

Tres son las consideraciones últimas . En relación con la PLUSVALÍA MUNICIPAL, el Alto Tribunal ha valorado en su Fundamento nº 5  de la sentencia de JULIO sobre la actuación del contribuyente ante una situación de inexistencia de incremento del valor del terreno urbano transmitido , con la consiguiente obtención de una minusvalía :

 

1.- “Corresponde al obligado tributario probar la inexistencia de incremento de valor del terreno onerosamente transmitido,… “

2.-” Para acreditar que no ha existido la plusvalía gravada por el IIVTNU podrá el sujeto pasivo:

 a) ofrecer cualquier principio de prueba, que al menos indiciariamente permita apreciarla , como es la diferencia entre el valor de adquisición y el de transmisión que se refleja en las correspondientes escrituras públicas.

b) optar por una prueba pericial que confirme tales indicios; o, en fin,

c) emplear cualquier otro medio probatorio ex artículo 106.1 LGT que ponga de manifiesto el decremento de valor del terreno transmitido y la consiguiente improcedencia de girar liquidación por el IIVTNU

3.- “Aportada -según hemos dicho, por cualquier medio- por el obligado tributario la prueba de que el terreno no ha aumentado de valor, deberá ser la Administración la que pruebe en contra de dichas pretensiones para poder aplicar los preceptos del TRLHL que el fallo de la STC 59/2017 ha dejado en vigor en caso de plusvalía”.

Os animamos a presentar la autoliquidación del impuesto a CERO EUROS, y en caso de presentada reclamar todos los INGRESOS INDEBIDOS*

Saludos.

(* ) Y es válido tanto para las futuras liquidaciones de este impuesto, como de las liquidaciones anteriores que no hayan prescrito en los cuatro años anteriores, a la fecha de la sentencia del TRIBUNAL SUPREMO dictada el 11 de MAYO de 2017.

 

SALUDOS.-

TFNO.: 656505924

Leer artículo

El Tribunal Supremo determina el alcance de la sentencia del Constitucional sobre la plusvalía

 

 

La sentencia de 09 de Julio de 2018,  matiza los requisitos que han de cumplir los contribuyentes para la NO SUJECIÓN de la denominada PLUSVALÍA MUNICIPAL. Siempre en los casos donde se demuestre que no ha existido incremento del valor del terreno urbano.

Y es válido tanto para las futuras liquidaciones de este impuesto, como de las liquidaciones anteriores que no hayan prescrito en los cuatro años anteriores, a la fecha de la sentencia del TRIBUNAL SUPREMO dictada el 11 de MAYO de 2017.

Básicamente tres son las consideraciones de esta nueva sentencia para acreditar la inexistencia la PLUSVALÍA MUNICIPAL:

“En este sentido, son constitucionales y resultan, pues, plenamente aplicables, en todos aquellos supuestos en los que el obligado tributario no ha logrado acreditar (…) que la transmisión de la propiedad de los terrenos por cualquier título (o la constitución o transmisión de cualquier derecho real de goce, limitativo del dominio, sobre los referidos terrenos) no ha puesto de manifiesto un incremento de su valor o, lo que es igual, una capacidad económica susceptible de ser gravada con fundamento en el artículo 31.1 CE”.

De otra parte, entiende que “el artículo 110.4 del TRLHL, sin embargo, es inconstitucional y nulo en todo caso (inconstitucionalidad total) porque, como señala la STC 59/2017, ‘no permite acreditar un resultado diferente al resultante de la aplicación de las reglas de valoración que contiene’, o, dicho de otro modo, porque ‘impide a los sujetos pasivos que puedan acreditar la existencia de una situación inexpresiva de capacidad económica (SSTC 26/2017, FJ 7, y 37/2017, FJ 5)’”.

 

En relación con la prueba de la inexistencia de una plusvalía real y efectiva obtenida en la transmisión del terrero, considera el tribunal, en primer lugar, que corresponde “al obligado tributario probar la inexistencia de incremento de valor del terreno onerosamente transmitido”; en segundo término, que para acreditar que no ha existido la plusvalía gravada por el IIVTNU “podrá el sujeto pasivo ofrecer cualquier principio de prueba, que al menos indiciariamente permita apreciarla” (como es, por ejemplo, la diferencia entre el valor de adquisición y el de transmisión que se refleja en las correspondientes ESCRITURAS PÚBLICAS; y, en tercer lugar, en fin, que aportada “por el obligado tributario la prueba de que el terreno no ha aumentado de valor, deberá ser la Administración la que pruebe en contra de dichas pretensiones para poder aplicar los preceptos del TRLHL que el fallo de la STC 59/2017 ha dejado en vigor en caso de plusvalía”.

Finalmente, considera el tribunal que en la medida en que la existencia de una plusvalía real y efectiva resulta perfectamente constatable sobre la base del empleo de los medios de comprobación que establece la Ley General Tributaria en los artículos 105 y siguientes, medios que permiten rechazar que la norma autorice a la Administración para decidir con entera libertad el valor real del terreno onerosamente transmitido, no existe -en los casos en los que se liquida- vulneración de la reserva de ley tributaria recogida en los artículos 31.3 y 133.1 CE, ni quiebra alguna del principio de seguridad jurídica (art. 9.3 CE).

 

DESDE ESTA WEB OS ANIMAMOS A RECLAMAR LA PLUSVALÍA: AÚN ESTÁN EN PLAZO PARA PODER RECUPERAR SU DINERO!!!.

 

 

TFNO.: 656505924

Leer artículo